Por la crisis, la empresa decidió frenar la producción y adelantar las vacaciones de forma obligatoria en las próximas semanas en cuatro de sus plantas.

La medida fue acordada con los representantes de los trabajadores y afectaría a más de 2.500 personas de sus plantas ubicadas en Colonia Caroya (Córdoba), Villa Mercedes (San Luis), Salto (Buenos Aires) y Tucumán. Desde Arcor señalaron que no se trata de un convenio, sino que es simplemente una “notificación de vacaciones dentro del periodo legal”.

El acuerdo contempla parar las fábricas a partir del próximo 4 de noviembre por dos semanas consecutivas y para el resto de sus establecimientos productivos se seguirán evaluando los pasos a seguir aunque no se descarta que la medida se extienda en los próximos días a más plantas de producción. La compañía, comandada por Luis Pagani, busca sortear la caída de ventas liquidando stocks y achicando costos de producción.

A mediados de agosto, la empresa decidió cerrar la planta de elaboración de productos La Campagnola, que operaba en el polo tomatero del Valle Medio de Río Negro. Era la última industria de tomates que quedaba en pie en la zona. Además, tuvo que readecuar cinco líneas de producción de su planta de chocolates de San Luis.

En los últimos cinco años, en el sector alimentario unas 15.000 personas perdieron sus trabajos, en especial empleos temporarios. En total, alrededor de 80.000 puestos laborales de todo el país pertenecen a este rubro.

 

Queremos que sepas que La 750 Salta desarrolla cada articulo periodístico con rigurosidad y seriedad, a través de un grupo de jóvenes profesionales y estudiantes de la comunicación. Es por ello que apelamos a tu buena voluntad y solidaridad para que te unas y apoyes este proyecto comunicacional de la Asociación Manos. Ayudanos a seguir construyendo "la otra mirada" de la realidad de salta.